Un rastrillo

Por la costa pasa un avión pequeño llevando una tela con dibujos y palabras que no se pueden divisar contra el viento. No son poemas, son propagandas, lemas para...

Tres poemas de “Lumbre”

XX Cabelleras alborotadas atraviesan la plaza. El viento levanta los vestidos. Las mujeres llevan un talismán en las manos. Polvo de ladrillo. Patios de lluvia. Los hombres se acodan y...

Paradoja del caracol

Para Federico de la Vega Amanece en Guantánamo la tarde caraqueña. Mi aquí es allá y mi ahora es ayer. Lo fue Nueva York, lo es Caracas. La...

Tríptico de la complacencia

Luis Alberto Arellano: presentación y homenaje Los manuales, los trípticos, las instrucciones y los consejos son cortesía (parte) ofrecida al que se disponga a recorrer...

En privado

Para Antonio José Ponte Y al final nosotros dos nos hemos acogido a este silencio. Acoplamos en él. Que bien lo achacaríamos –si no fuera a extraviarnos demasiado– al que habíamos...

Desayuno en Port-Royal

Largas semanas de experimentos con el vacío. Luego de mitigar presencias, de raspar toda abundancia propia –sin dudas el milagro más eficiente–, una delgada infinitud...

Tautología y performance

Me hubiera gustado dibujar las cartas. Por mucho tiempo preferí ser el pintor. Pero al nacer ya estaban sobre mi mesa. Solo quedaba garabatearlas,...

Poemas de “El libro de los conjuros”

A la derecha doblo a la derecha de mi cama doblo a la intemperie de mí misma me adentro en los pliegues de la sábana en mis dobleces encuentro la pesadilla de haber...

Pescados en cecina

En una época, en un imperio (otomano quizás) jugábamos a borrar de los mapas el escurridizo pedazo de tierra que hoy llamamos Albania. Desaparecía la...

káthetos

mi adicción era cogerle la mano   al sentirla resaltaba un cuerpo armado de distintos rompecabezas   cada uno seleccionó los extremos   sus partes podían ser tan pequeñas...